Consejos para reducir las agujetas

las agujetas

Las agujetas, son roturas de microfibras musculares que se producen cuando el músculo es sometido a un ejercicio que tiene una exigencia superior al que suele realizar de forma habitual. Estas roturas suelen ir acompañadas de la inflamación del músculo.

Cuando las personas practican cualquier actividad física o entrenamiento sin estar lo suficientemente preparadas pueden producirse las agujetas, que muchas veces se identifican porque generan síntomas similares a pequeños pinchazos en la zona afectada. La intensidad de las agujetas depende del tipo de ejercicio que se realice. Por ejemplo, si las actividades son de tipo anaeróbico, de gran intensidad donde el gasto energético se produce en las reservas de los músculos, el grado de intensidad suele ser mayor.

Si, pese a que tu entrenamiento era el adecuado, se han producido las temibles agujetas, nosotros te vamos a dar una serie de pautas o consejos para evitar que estas sean muy dolorosas.

Consejos para aliviar el dolor de las agujetas

  • Realizar siempre un calentamiento. Antes de realizar cualquier deporte es fundamental empezar por el calentamiento para calentar los músculos y poco a poco incrementar la intensidad de los ejercicios.
  • Cuando la actividad termina, los deportistas deben dedicar algunos minutos a estirar las zonas musculares que han participado en los ejercicios.
  • Para recuperarse, los especialistas señalan dos acciones completamente opuestas: por un lado, descansar. El reposos ayudar a curar las micro roturas y a que los músculos vuelvan a su estado natural cuanto antes. Por el otro lado, los expertos aconsejan realizar más actividad física. Si el deportista sigue ejercitando las zonas y músculos afectados, la circulación sanguínea de la zona se restituye y, por tanto, la cicatrización de las roturas es más rápida.
  • Vigilar la alimentación y seguir una dieta equilibrada, como la mediterránea, en la que se incluyan tanto lácteos, como proteínas o hidratos de carbono, entre otros, favorecen la recuperación y que las agujetas no sean tan intensas. Además, también conviene tener una buena hidratación. De esta forma se resiste mejor el esfuerzo.
  • Dormir las horas adecuadas y no estar sometidos a estrés también impiden que las agujetas aparezcan antes. Si los músculos están tensos, el esfuerzo será mayor. Esto está vinculado a llevar una vida sana en la que no se consuman bebidas azucaradas y productos ricos en grasas saturadas.
  • Algunas personas suelen tomar medicamentos, como el ibuprofeno para reducir las molestias.
0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *