7 Consejos para correr cuando hace frío

Correr-cuando-hace-frio

En invierno las temperaturas bajan, sobre todo por las mañanas y a última hora de la tarde, los dos momentos en los que los runners salen más a entrenar. Si eres de las personas a las que afectan mucho los bajones de temperatura, puede que lo tuyo no sea correr cuando hace frío y busques abrigo en una mantita junto a la estufa bien calentita. Pues no. Ya está bien de sofá. Ibas a salir a correr y no importa el termómetro. Nosotros te vamos a ayudar con 7 consejos para correr cuando hace frío.

7 consejos para correr cuando hace frío

Motivación. Busca tu motivación para correr frío. Piensa como, por ejemplo, los canadienses no dejan de entrenar durante los meses en los que los termómetros no suben de cero grados. Vístete, ponte ropa de abrigo, átate las zapatillas y cumple con tu entrenamiento como un buen runner. Sí las condiciones atmosféricas son insoportables, siempre lo habrás intentado y, por lo menos, habrás trotado unos 5 o 10 minutos antes de volver.

Pies calentitos. Si has salido a correr cuando hace frío, puede que una de las cosas que te impidan volver a hacerlo es el dolor de los pies fríos cuando corres. Parece que estés pisando clavos, cuando en realidad son tus pies helados que se dañan. Lo mejor es que salgas con unos buenos calcetines con Gore Tex, que mantendrán tus pies calentitos y sin dolor.

Ropa técnica. Abrígate, pero no te pases. Lo mejor que puedes hacer es utilizar ropa técnica que permitirá que el sudor se filtre por las zonas ventiladas, evitando que se acumule en ellas y luego te resfríes.

Calentamiento hogareño. Para evitar enfriarte realizando los estiramientos al aire libre, busca hacerlos en casa o en el gimnasio, en definitiva en un lugar donde la temperatura no sea muy baja.

El Viento, amigo o enemigo. Si el frío va acompañado de viento lo mejor es protegerse las partes del cuerpo que suelen ir al descubierto: un tubular en el cuello o los guantes para las manos suelen ser de ayuda. No descuides tu rostro y aplícate una crema protectora. Por último, el viento siempre puede ser tu aliado para acabar un buen entrenamiento. Corre la ida hacía la dirección del viento en contra y vuelve con el viento a favor. Seguro que lo agradeces.

Ponte calentito. Si las temperaturas son adversas, cuando pares de entrenar tu cuerpo notará el cambio brusco de temperatura. Debemos de evitarlo. La primera forma es cambiando de ropa lo más rápido posible. Nada de parar a tomar un refrigerio con los amigos después de correr, el cuerpo lo puede padecer en lugar de disfrutar.

Ponte calentito y 2. Tan importante como por fuera, está acumular temperatura por dentro. Una vez nos hayamos cambiado, puede ser una buena opción tomar una taza de té calentito o un caldito, que rebajará el cambio brusco de temperatura de nuestro cuerpo además de ayudarnos a recuperar.

Esperemos que hayas disfrutado estos 7 consejos para correr cuando hace frío. Ahora bien, si tienes alguno más que te gustaría compartir con nosotros, no te cortes y déjalo en los comentarios.

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *